27 de febrero de 2020, 1:50:47
Pronòstics 2019


Sant Feliu inicia su histórica trasformación

Por Carlos Waltemathe

La capital del Baix Llobregat pone en marcha las obras de soterramiento de las vías férreas.


Sant Feliu de Llobregat ha empezado el año nuevo con fuerza, al retomar el soterramiento de las vías de tren que atraviesan el municipio. El proyecto, que había fracasado hace 10 años, se impulsó a mediados del año pasado y pretende revolucionar el panorama urbanístico de la capital del Baix Llobregat. Según el alcalde, Jordi San José, las obras y el consecuente libramiento de espacio público supondrá para Sant Feliu “lo que los Juegos Olímpicos significaron para Barcelona.”

El proyecto, que este año pretende avances importantes, es el primero de los tres soterramientos que el Ministerio de Fomento tiene previsto ejecutar en Cataluña. Se trata de soterrar por completo las vías del tren en todo el término municipal de Sant Feliu, desde el arroyo de Pahissa hasta la carretera de la Sànson. Esto supondrá una liberación total de un espacio de 120.000 metros cuadrados en el centro de la urbe, de los cuales 52.000 son urbanizables.

La obra, que cuenta con un presupuesto de 136 millones de euros, se ejecutará mediante un túnel en mina y un sistema de pantallas que avanzará un metro por día, pudiendo reducir así las molestias a la ciudadanía y evitar la instalación de vías provisionales. Mientras tanto se habilitará una estación provisional para no interrumpir el servicio ferroviario en la ciudad.

Consenso político y participación ciudadana

El soterramiento de la vía férrea es una reivindicación histórica en Sant Feliu de Llobregat desde 1980, pero no se ha logrado llevar a cabo por culpa de conflictos políticos. Con los cambios de mandato y las crisis locales y nacionales este proyecto ha fracasado en numerosas ocasiones. Esta vez, sin embargo, los partidos políticos han llegado a un consenso, que pretende sobreponer el soterramiento a diferencias entre los grupos.

El año pasado se inició en el municipio un proceso participativo abierto, dirigido a vecinos y vecinas y personas con voluntad de implicarse en este proceso de transformación urbana. De esta forma, se logró obtener una serie de aportaciones de la ciudadanía, para poder determinar a qué fin se quiere destinar el espacio libre que dejará el derrumbe de la estación y la desaparición de las vías férreas.

Dos estaciones del Tram en 2024

Entre las propuestas más prometedoras se encuentra la ampliación de la red de Tranvía, muy deseada por los ciudadanos, además de impulsar la instalación de empresas o comercios en los bajos de los edificios que se construyan o bien admitir el tráfico de vehículos privados. El conseller de Territori de la Generalitat de Catalunya, Damià Calvet, y el alcalde firmaron a finales del año pasado un convenio para ampliar el Trambaix hasta llegar al centro del municipio a través de dos nuevas estaciones. Una se encontrará en el barrio de la Salut y la otra donde ahora está situado el apeadero de Renfe. Según el conseller, “la previsión es que las obras se inicien en el 2023 y el tranvía llegue a Sant Feliu en el 2024.”

Consulta popular en noviembre

Actualmente, se debe tener en cuenta que se acaba de iniciar con este nuevo año la fase de conclusiones y retorno del proceso de participación.

Será en noviembre de 2019 cuando se culmine el proceso con una consulta ciudadana sobre las propuestas recogidas durante el concurso de ideas. En cuanto a las obras de soterramiento de las vías férreas que parten la ciudad, es indudable que el año comienza con buenas perspectivas, pero expertos comentan que es un proyecto que no se dará por finalizado como mínimo hasta el año 2023.

El Llobregat.  Todos los derechos reservados.  ®2020   |  www.elllobregat.com