www.elllobregat.com
Sant Feliu: La “prueba del algodón” de los soterramientos de vías
Ampliar

Sant Feliu: La “prueba del algodón” de los soterramientos de vías

viernes 06 de julio de 2018, 22:06h
San José: “Para Sant Feliu, esta obra supone lo que significaron los Juegos Olímpicos para Barcelona”

El soterramiento de las vías a su paso por Sant Feliu no tiene marcha atrás. Esta es la idea que el alcalde del municipio, Jordi San José, quiso dejar clara en la última jornada de debate del Ciclo de Infraestructuras, organizado por BCN Content Factory, la Fundació Cercle d’Infraestructures y AEBALL, con la colaboración de El Llobregat. El encuentro tuvo lugar en el Centre Cívic Les Tovalloles.

“Lo haremos, y lo haremos bien”, aseveró San José, que estuvo acompañado en la mesa de debate por Ramon Garcia, patrono de la Fundació Cercle d’Infraestructures como vicedegà del Col·legi d’Enginyers de Camins, Canals i Ports de Catalunya; Josep Maria Carreras, director d’Urbanisme de l’Àrea Metropolitana de Barcelona (AMB), y por Juan Carlos Valero, de BCN Content Factory y moderador de la conferencia.

“Como los Juegos Olímpicos para Barcelona”
La jornada sirvió para analizar el futuro de Sant Feliu sin las vías del tren que lo parten en dos. El soterramiento de las mismas, anunciado a principios de año por el entonces ministro de Fomento Íñigo de la Serna, supone para Sant Feliu “lo que los Juegos Olímpicos significaron para Barcelona”, comparó San José. Y es que el futuro del municipio –de 120.000 metros cuadrados del mismo, en concreto- depende de unas obras reivindicadas durante décadas. Por ese motivo, el Ayuntamiento ha puesto en marcha un proceso participativo entre los vecinos que ha de culminar en una consulta ciudadana prevista para finales del año que viene.

El alcalde quiso ahuyentar los posibles miedos o reticencias surgidas después del cambio de gobierno en Madrid. “El trabajo unitario llevado a cabo en el Pleno entre todos los grupos municipales se ha trasladado a instancias superiores”, aseguró San José. Un trabajo este, remarcó el alcalde, que ha colocado a Sant Feliu en la “pole position” para que cuando el proyecto se desencallara, como ha sido el caso, la ciudad estuviera colocada en la mejor posición posible.

Motivo por el cual el edil no “teme” por el proyecto con la llegada del nuevo gobierno socialista de Pedro Sánchez a la Moncloa. Es más, San José quiso tranquilizar a otras poblaciones pendientes de obras similares, como l’Hospitalet o Montcada. “El soterramiento de las vías en Sant Feliu es la prueba del algodón de otros que se han de hacer en el área metropolitana”, afirmó, ligando el futuro del cubrimiento de las vías en l’Hospitalet, el otro punto caliente del territorio en este sentido, a lo que suceda en Sant Feliu.

Cambios políticos que han frenado la obra
No obstante, el alcalde recordó otros momentos anteriores en los que parecía que el cubrimiento de las vías del tren estaba muy cerca y como, al final, quedó encerrado en un cajón. Algo que pasó en el año 2002, cuando el cambio de gobierno en la Generalitat puso el freno de mano al soterramiento. En este sentido, San José criticó que esta obra “tan necesaria” se haya visto condicionada a la situación política de cada momento.

Los frenos al proyecto relacionados con cambios en las instituciones es un problema que se viene arrastrando desde hace décadas. Aquí, San José recordó a los presentes el porqué se hizo desaparecer el otro paso a nivel que había en el municipio, situado en la calle Laureà Miró, a la entrada de la ciudad. Por lo que rememoró el alcalde, el general Franco, a su paso por la ciudad a mitades de los años 60 del siglo pasado, experimentó lo que sufren actualmente muchos vecinos de la ciudad, que han de esperar largos ratos a que la barrera del paso se levante para que puedan pasar. “Tres años después ese paso a nivel se suprimió”, rememoró San José.

¿Cómo quedará la ciudad tras las obras?
Sin embargo, aquellas obras para eliminar el paso a nivel no se hicieron pensando en la movilidad de la ciudad, algo que se quiere evitar ahora. Aquí es donde se circunscribe la intervención del director de Urbanismo del AMB.

Carreras hizo una exposición exhaustiva y concreta de qué puede suponer el soterramiento de las vías para Sant Feliu. Puso de manifiesto la posibilidad y necesidad de crear una avenida amplia que recorra el espacio que dejen libre las vías. Una arteria urbana que complementará a la Rambla de la Marquesa y a la Carretera Reial, quedando en medio de ambas y abriendo la posibilidad a que el Tram pase por ella, ya que por las otras dos calles no hay amplitud suficiente para instalarlo. Una centralidad que Carreras condiciona a una serie de condiciones [ver gráfico de la derecha], como son la correcta conexión de las calles adyacentes con esta nueva vía, evitar cambios de rasante pronunciados una vez desaparezcan los raíles, impulsar la instalación de actividad económica como empresas o comercios en los bajos de los edificios que se construyan o bien admitir el tráfico de vehículos privados, pero “sin que se convierta en una autovía”, alertó Carreras, a la vez que se facilita la llegada del transporte público como el Tram, el cual “daría vida a la zona”.
Garcia, por su parte, celebró el anuncio del soterramiento de las vías y destacó el valor de las infraestructuras como “motor de la actividad económica”, ya que generan puestos de trabajo por sí mismas y dan pie a otras actividades.

Próxima cita, el 26 de septiembre en Gavà
El Ciclo de Infraestructuras volverá el 26 de septiembre en Gavà, con una mesa de debate bajo el título ‘Modelo de ciudad territorial y económicamente sostenible’, en la que participarán la alcaldesa, Raquel Sánchez; Pere Macías, presidente de la Fundació Cercle d’Infraestructures; Francesc Muñoz, profesor de Geografía Urbana y director del Observatorio de la Urbanización de la UAB, y el periodista Joan Carles Valero.

Las 6 condiciones para que el espacio ganado a las vías consiga centralidad

* Que las calles transversales bloqueadas históricamente por las vías lleguen bien hasta la nueva avenida que se genere sobre el espacio que dejen los raíles y, si es posible, que la crucen hasta el otro lado.

* Debido a las diferencias de alturas entre los dos márgenes de las vías, es necesario abordar las cambios de rasante de manera inteligente, para que desaparezcan obstáculos y todo el conjunto queden a un nivel similar.

* Para que la nueva avenida que nazca tenga vida, es necesario que haya suficiente densidad de edificios. Hay zonas donde ya no se puede construir, por este motivo se han de buscar espacios de manera quirúrgica.

* Las plantas bajas de los edificios de esta avenida han de poder acoger tiendas y actividades empresariales. Además, las de los equipamientos han de ser transparentes para mejorar la sensación de los vecinos.

* Se ha de admitir el acceso del transporte privado de forma controlada. No se trata que la nueva avenida se convierta en una “autovía”, argumenta Carreras, que cree que una isla de peatones no sería una buena solución.

* Admitir el acceso de coches no impide que se facilite la llegada del transporte público a lo largo de la vía. De hecho, está previsto la instalación del Tram en la nueva avenida, cosa que favorecerá la intermodalidad con Rodalies.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Llobregat

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

Portada | | Búsquedas | [ RSS - XML ] | Política de privacidad y cookies | Aviso Legal
Comunicación Metrobcn, S.L. :: Redacció: Raurich, 62 (08830) Sant Boi de Llobregat
Contacto