www.elllobregat.com
Los agentes sociales apremian para que se consiga la planta de baterías
Ampliar

Los agentes sociales apremian para que se consiga la planta de baterías

viernes 07 de mayo de 2021, 08:00h
Sindicatos y patronal coinciden en que el Baix Llobregat Nord, debe acoger la iniciativa empresarial aprovechando las sinergias de SEAT. Lograr la factoría es “indispensable” para que Cataluña no pierda el tren de la movilidad eléctrica y para ser un referente tecnológico

Desde que hace ya más de dos meses la ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto (PSOE) anunciara a bombo y platillo un acuerdo entre la compañía eléctrica Iberdrola y la automovilista SEAT para la instalación de una fábrica de baterías para coches eléctricos se ha desatado una auténtica carrera fratricida entre diferentes territorios tanto en Cataluña como en el resto de España para hacerse con la ubicación de la cotizada factoría. Por ahora, quien tiene más números para llevarse el gato al agua y hacerse con la planta es el Baix Llobregat Nord, gracias al peso específico y las sinergias de la planta de fabricación de coches que la propia marca tiene en Martorell.

Pero hay más candidatos, algunos casi tan potentes (como los terrenos que dejará libres la marcha de Nissan de la Zona Franca -que se especula que puede reconvertirse en un puntero polo de producción del sector de la movilidad eléctrica,- o Aragón, que se encuentra a mitad de camino entre las cadenas de montaje de Martorell y la planta de Volkswagen (VW) en Navarra). Por eso, Josep M. Romero, secretario general de CCOO Baix Llobregat, insta “al conjunto de Administraciones y de forma especial al Govern de la Generalitat, a luchar por la instalación de la planta de fabricación de baterías eléctricas en el Baix Llobregat, fundamental para un futuro industrial y un desarrollo económico y social sostenible e inclusivo en la comarca”

Es “indispensable” lograr la factoría, coinciden patronal y sindicatos, pues se corre el riesgo “de perder el tren de la movilidad eléctrica y que el Baix deje de sern un referente tecnológico internacional”. Por eso apremian para que no se escape el botín. También se dan codazos por la planta “Valencia, Galicia, el sur de Francia, Portugal y Alemania, Ante tanta competencia no se puede perder tiempo”, advierte Juan Carlos Fernández, secretario de UGT Baix Llobregat.

Si la planta de baterías de SEAT no acaba en el territorio, no será por falta de novias. La Generalitat de Cataluña ya ha ofrecido muchísimos metros cuadrados de suelo público en bruto (pendiente de ordenación urbanística) en Abrera, Martorell y Sant Esteve Sesrovires, aunque la decisión definitiva la debe tomar el Gobierno de España. El hecho de que ningún representante del separatista Govern de la Generalitat acudiera a la reciente visita del Rey Felipe VI, el Presidente del Gobierno, Pedro Sánchez (PSOE), el presidente del Grupo VW, Herbert Diess, y el presidente de SEAT y Cupra, Wayne Griffiths a la planta de Martorell ha sido un tiro en el pie para la candidatura porque le ha hecho perder puntos frente a sus contrincantes.

Como contrapeso al feo del Govern, el Baix juega con el valor añadido de la planta de Martorell y su parque de industrias de componentes. Además, la candidatura comarcal “está avalada por la trayectoria de los trabajadores de SEAT y el reciente nombramiento del presidente de su comité de empresa, Matías Carnero (UGT), como miembro del consejo de vigilancia del Grupo VW”, subraya Fernández, “Para Volkswagen, el Baix es el favorito”, asegura el líder de UGT. No obstante, avisa que Igualada o Aragón también tienen números, porque están cerca de Martorell. La proximidad abarata costes y consigue vehículos más competitivos.

Rosa Fiol, vicepresidenta y directora general de la Unió Patronal Metal·lúrgica de L’Hospitalet i Baix Llobregat (UPMBALL) aboga porque se desarrolle con la planta un consorcio colaborativo público-privado “que permita participar y ser aliadas a las Pymes del territorio e impulse la transformación hacia el nuevo mercado de la movilidad eléctrica”. Romero sostiene que la planta de baterías es una oportunidad única para lograr una transición de la industria de la automoción “justa social y medioambientalmente”. El líder comarcal de CCOO añade que el reto de la electrificación requerirá también “la concertación entre todas las partes”. que programa para mañana a las 9 de la mañana.

Fabricar coches eléctricos en Martorell requerirá aumentar la producción y transformar la plantilla
La factoría de SEAT en Martorell necesita al vehículo eléctrico. La planta produce anualmente 600.000 unidades y da empleo directo a 15,000 empleados e indirecto a otros 100.000. Cuenta en su haber con unos costes laborales muy competitivos: paga la hora a 25/26 euros, por los 27/28 euros de la planta de Volkswagen en Navarra y los 57 de Wolfsburg (Alemania). Pero para electrificarse, SEAT necesita un cambio de modelo. Fabricar un coche diésel o gasolina requiere entre 13 y 15 horas por trabajador, mientras que para un automóvil eléctrico basta con entre 10 y 11 horas. “Para seguir siendo líderes va a ser necesario transformar la plantilla y que haya compensaciones. También se ha de aumentar el volumen de producción” asevera Juan Carlos Fernández, secretario comarcal de UGT Baix Llobregat.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios

Portada | | Búsquedas | [ RSS - XML ] | Política de privacidad y cookies | Aviso Legal
Comunicación Metrobcn, S.L. :: Redacció: Raurich, 62 (08830) Sant Boi de Llobregat
Contacto