www.elllobregat.com
AGT: del Quinto-Tapa a hacer de intermediarios entre los agricultores y la restauración
Ampliar

AGT: del Quinto-Tapa a hacer de intermediarios entre los agricultores y la restauración

viernes 29 de septiembre de 2017, 10:43h

La Asociación de Gastronomía y Turismo del Baix Llobregat presenta la temporada de actividades más comarcal y transversal de su historia | La entidad suma a Sant Vicenç dels Horts en su ruta con un nuevo Quinto-Tapa y un Fira-Tapa como aperitivo de proyectos más ambiciosos | AGT busca, más allá de las actividades, incentivar la protección y desarrollo del Parc Agrari y plantea, como reto de futuro, servir de intermediarios entre restauradores y agricultores

Ha sido un trabajo de ver crecer, poco a poco, como en el campo, el producto, una apuesta de cocina lenta y reposada que, como imaginarán, ahora sabe mejor. Lo que empezó hace más de una década en El Prat (llevan once quinto-tapas) con una iniciativa local para promover la alcachofa Prat y el potablava, con los años, la Asociación de Gastronomía y Turismo del Baix Llobregat se ha tenido que refundar en una opción comarcal que no para de expandirse –cuantitativa y cualitativamente- por el territorio gracias al crecimiento del equipo y su profesionalidad. “No se trata de hacer un Quinto-Tapa y ya está, se trata de aportar valor al producto”, suele explicar Óscar Teruelo, presidente de la entidad.

AGT suma a Sant Vicenç dels Horts

Y prueba de ellos es la propuesta de la nueva temporada. La AGT contará con un mínimo de quince propuestas gastronómicas desde el fin de semana del 7 y 8 de octubre, con el Tapes del Món de L’Hospitalet, hasta el ya célebre ‘Sant Pollín’, la fiesta más ‘friki’ del territorio y que también cuenta con su lado de gastronomía local (5-8 julio 2018). Antes, la entidad no solo consolida los conocidos Quinto-Tapas en El Prat, Cornellà o L’Hospitalet, sino que repite, por segundo año consecutivo, en Sant Just Desvern e incluye a Sant Vicenç dels Horts: “Vamos a hacer un Quinto-Tapa y un Fira Tapa en Sant Vicenç dels Horts y, luego, un proyecto más global a partir de la figura de Josep Lladonosa”, explica Teruelo a El Llobregat.

“Fue un cocinero que escribió los primeros libros de cocina catalana y queremos hacer un centro y un certamen de cocina. Estamos encantados, además en Sant Vicenç dels Horts”, bromea el presidente de la entidad, apelando a que tiene el espíritu agrícola en el apellido. “El concepto es muy transversal, vamos a organizar un proyecto turístico-gastronómico; además la alcaldesa, Maite Aymerich, lo tiene muy claro: va a destinar 40 Ha que tenía para la construcción al Parc Agrari”.

El primer Fira-Tapa de Sant Vicenç será el 28 y 29 de octubre y el Quinto-Tapa del 2 al 19 de noviembre. Por orden cronológica, completan la lista el Quinto-Tapa Pota Blava (del 11 de octubre al 1 de noviembre); Quinto-Tapa Cornellà (26 de octubre – 12 noviembre); Fira Tapa El Prat (15,16 y 17 de diciembre, en la Fira Avícola Raça Prat); Fira Tapa Collbató (16 diciembre); Quinto-Tapa Carxofa Prat (1 – 11 febrero); Març Gastronòmic (1 de marzo al 8 de abril); Gastronomia Km0 Barcelona Beer Festival (16,17 y 18 de marzo); Quinto-Tapa Sant Just (5-22 de abril); Fira Tapa Carxofa Prat (20, 21 y 22 de abril); GastroGavà (27, 28 y 29 de abril, en la Fira del Espàrrec de Gavà).

Más que una propuesta lúdica

Pero la propuesta de AGT va más allá con objetivos de fondo vinculados a la protección del territorio y al desarrollo de Parc Agrari como oportunidad económica a partir del sector agrícola. “Hace 50 años todo esto era totalmente diferente, había una economía agraria, una economía productiva a partir de la tierra. La industrialización hizo, en su idea, que era necesaria, que todo esto creciera, pero no se le dio ningún valor al territorio: se eliminó para hacer tocho y tocho. Ahora creemos que ha llegado el momento de proteger todo este pulmón verde y salvaguardar y renovar la agricultura”.

Para trasladar el mensaje, AGT ha reunido a más de un centenar de personas en lo más alto del Hotel Hesperia Tower, ubicado en Bellvitge, justo al lado del último reducto agrícola de L’Hospitalet y desde donde se ve el feroz crecimiento de las grandes ciudades del sur del Baix Llobregat hasta la autovía C-32 y más allá.

Huertos propios para restaurantes

Teruelo destaca el papel que han tenido en la recuperación del ‘Pota blava’, que era una especie en peligro de extinción, así como la alcachofa. Ahora bien, apuesta por la diversificación y huye del monocultivo como estrategia de futuro. Y mucho más. Según hemos podido saber, la entidad trabaja para convertirse en intermediarios entre la restauración y la agricultura: “Queremos que cada uno de los restaurantes tenga su propio huerto, llevado por los agricultores. Porque nosotros [los restauradores] no tenemos tiempo. Y entonces, que tengamos nuestra propia producción. Que los restauradores hablen con los payeses a principio de temporada y les explique las propuestas y estén en contacto”, explica Teruelo. “El Quinto-Tapa y el resto de iniciativas, al final, son herramientas para sensibilizar y, así, conseguir los objetivos. Y queremos empezar con esto, con esta unión en la que los restauradores tengan a sus agricultores de confianza, que sepa que esos surcos son para él y, luego, obviamente, si sobra, que el agricultor pueda venderlo en el mercado”.

Ampliar
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios

Portada | | Búsquedas | [ RSS - XML ] | Política de privacidad y cookies | Aviso Legal
Comunicación Metrobcn, S.L. :: Redacció: Raurich, 62 (08830) Sant Boi de Llobregat
Contacto